Menú






Compañeros
Crear foro









Click: Afiliados Vip-Élite


Hogwarts
You Know You Love Me Rol




Bvlgaria
Théâtre des VampirestokyoBlood And SinPhotobucketCabaretHogwarts: Marauder TimeSpecialis RevelioVolterra Night Image and video hosting by TinyPic Image and video hosting by TinyPicLa obscuridad eternaA bizarre love story     Klinzmann Mental HospitalNomen Sapientiaehttp://secretname.forosactivos.net/forum.htm Academia St. Hathaway






Últimos temas
» Casting para Claudia
Jue Ene 29, 2015 12:29 am por Lirio azul

» Casting para Claudia
Jue Ene 29, 2015 12:29 am por Lirio azul

» Théâtre des Vampires
Miér Ago 27, 2014 6:07 pm por Tristán Evans

» Luccia Venturi
Miér Jul 30, 2014 6:29 pm por Tristán Evans

» Buenas tardes
Miér Nov 27, 2013 1:51 am por Luccia Venturi

» Los antiguos
Miér Jun 12, 2013 11:54 pm por erick roal

» Dudas
Vie Mayo 31, 2013 10:13 am por Armand

» Lydia Deetz
Mar Mayo 28, 2013 1:48 am por Capt. leon

» Juego de la Verdad.
Jue Abr 11, 2013 5:37 pm por Sayra Luk Richter


En los bosques de Kassel [libre]

Página 3 de 5. Precedente  1, 2, 3, 4, 5  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

default En los bosques de Kassel [libre]

Mensaje por Angelica Grimm el Sáb Dic 04, 2010 12:52 pm

Recuerdo del primer mensaje :

Spoiler:
El comienzo del bosque parece luminoso, agradable... Puedes no temerlo, decir que solo es un bosque, pero lo que hay en realidad es tenebroso...
Spoiler:
Adéntrate, adéntrate más a este bosque encantado. Quizás no te guste lo que veas, quizás te asuste demasiado y tengas que salir corriendo... No corras, el bosque puede tenderte trampas...


Como cada dos o tres días por semana, iba hacia el bosque. Al principio me daba mucho respeto entrar entre aquellos árboles y arbustos, pero ya me había acostumbrado. Mi atuendo era igual cada vez que iba al bosque, os preguntaréis por qué. Cuando alguien se pierde en un bosque así, es poco probable que vuelva a casa. En su búsqueda es mucho mejor que lleve colores vivos para facilitar su visibilidad. Mi color era el rojo. La pequeña caperucita roja me llamaban con apenas 7 años. Bajo mi caperuza roja llevaba un vestido de color blanco, muy normalillo, típico de campesinas.
Sin darme apenas cuenta, llegué a aquella zona del bosque tenebrosa y penumbrosa. Los árboles parecían moverse de su sitio - por qué negarlo, los árboles se movían cuando menos te lo esperabas - escuchaba ruidos de pisadas muy tenues y débiles. Miré cuidadosamente a los lados y me puse la capucha. Pasé tras un árbol y me quedé con la espalda pegada a él. Quizás fuese un cazador, quizás fuese otra persona del poblado, o un animal salvaje. Era lo peor que podía pasarte en un bosque así. Miré de reojo tras el árbol, sin separar mi espalda del tronco, nada, no había nadie.


Última edición por Angelica Grimm el Dom Dic 05, 2010 12:34 pm, editado 1 vez

Angelica Grimm
Humano - Clase Baja
Humano - Clase Baja

Mensajes : 65
Fecha de inscripción : 30/11/2010
Edad : 25

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo


default Re: En los bosques de Kassel [libre]

Mensaje por Angelica Grimm el Mar Dic 07, 2010 11:50 am

La pelea había empezado con Willhelm y Travis, aquello era una batalla épica, era impresionante. Dominique me protegía entre sus brazos, transformado también en lobo. Gorca comenzó a transformarse, no quería que hiciera nada malo a Dom, pero él no parecía querer soltarme... Gorca se propuso a atacar, pero un lobo de pelaje rojizo apareció, arrancándole la cabeza de un zarpazo. Tras aquello, aquel lobo comenzó a transformarse en humano, ¡era Ailín! ¡Había matado a su pareja! No podía ni creérmelo.
-Siempre me diste pena Gorca… solo te tenía a mi lado por que no eras del todo estúpido en la cama.
Tras aquella frase, se oyó un crujido. Todos miramos hacia Willhelm, había mordido el cuello de Travis y se lo había partido. Willhelm fue recuperando su forma humana, cayendo al suelo después.
-¿Pero a qué esperáis? ¿Vais a dejar que se consuma ahí tirado?
Dominique se transformó en humano poco a poco, ya no estaba aquel gigantesco lobo protegiéndome con sus brazos. No pude evitarlo. Salí corriendo en dirección de Willhelm y me puse de rodillas en el suelo. Parecía estar inconsciente y su cuerpo estaba lleno de heridas.

-¡Dominique, ayúdame por favor!- dije medio llorando- Se está desangrando...
Dom vino todo lo rápido que pudo, ya estaba totalmente vestido. Con una piel tapó a Willhelm y lo cogió en brazos. Lo llevó hacia nuestra tienda. Mientras él cogía los fármacos para curarle, yo llenaba un precipiente con agua. Con un trozo de tela húmeda, le limpié los restos de sangre de su cuerpo. Tenía un zarpazo enorme en el pecho, y los brazos no estaban muy bien que digamos. Después de haber limpiado su cuerpo, Dom llegó con las medicinas. Era una pasta de color verde, como si fueran hierbas medicinales. Se las fue echando a Will por las heridas. Éstas parecían dejar de sangrar por ello.
Una vez terminó de echarle esa pasta en todas las heridas nos quedamos sentados junto a él. Humedecí un paño y se lo puse en la frente para que se resfrescara un poco.
-Deberías dormir un poco, Dom... Yo me quedo con Willhelm- dije con cierto tono de seriedad.
Él nunca me había oído hablar con ese tono, pero captó que lo decía muy en serio. Asintió y salió de la tienda. Me tumbé al lado de Willhelm y observé sus heridas. El zarpazo en el pecho había absorbido toda la pasta y parecía estar curándose. Pasé un dedo por uno de los cortes de su pecho, ya no sangraba, era un alivio.
Me quedé dormida junto al cuerpo de Willhelm, había hecho todo lo posible para que saliera adelante. Quería que estuviese tan bien como antes...

Angelica Grimm
Humano - Clase Baja
Humano - Clase Baja

Mensajes : 65
Fecha de inscripción : 30/11/2010
Edad : 25

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: En los bosques de Kassel [libre]

Mensaje por Willhelm el Mar Dic 07, 2010 12:13 pm

-Vamos Willhelm, sube aquí arriba ¿O es que eres un gallina? Cocococo.

-Cállate Travis, Ailín nos regañara si nos hacemos daño.

-Llorica- y vi desaparecer del borde del precipicio a un Travis de 14 años

-No pongas excusas y ármate de valor- me dijo Ferris que acababa de llegar a lo alto.

-Will ¿No quieres cerrarle la bocaza a Travis? Yo te ayudaré- Escuché que me decía Dom, que se había quedado conmigo ahí abajo, Me enjugué las lágrimas con el reverso de la mano y asentí, dibujando una sonrisa en mis labios. Dominique me cogió de la mano y comenzamos a escalar por la empinada cuesta. Dom iba más rápido que yo y pronto me adelanto hasta llegar a lo alto donde estaban Ferris y Travis que lo ayudaron a subir.

-Vamos Will, tú puedes. ¡Will, Will, Will, Will!- vitorearon los tres niños, dándome ánimos para seguir adelante. Me dolían los brazos y las piernas, pero no pensaba ser el débil… yo quería encajar. Conseguí subir los últimos metros y tres manos me ayudaron a subir por fin a lo alto del precipicio.

-Cuanto has tardado renacuajo.

-Yo no soy ningún renacuajo.

-Vale pues ranita.

-Iros a comer mierda.

-Callaros y mirar, desde aquí se ve todo el campamento- Y era verdad, era una vista hermosa de nuestro nuevo hogar que tanto nos gustaba.

-¡Travis, Ferris, Dominique y Willhelm! ¿Ya os estáis metiendo otra vez en líos?- nos gritó una voz femenina desde abajo.

-Oh no, es la bruja pelirroja del Oeste- Dijo Travis y nosotros lo secundamos

-¿Bruja pelirroja del Oeste? Más os vale correr renacuajos – dijo Ailín que comenzó a escalar con suma facilidad. Los cuatro niños gritamos y comenzamos a correr. El lugar se inundó de nuestros gritos y risas, pero pronto los sonidos se mezclaron, las imágenes se difuminaron y se volvió todo oscuro y silencioso.
Sentía los párpados pesados y el cuerpo lo sentía entumecido y dolorido.
Abrí los ojos poco a poco y lo primero que vi fue una cabeza de melena rubia descansar sobre mi hombro. El cielo estaba tapado por una tela marrón y se trataba de un recinto con paredes del mismo color que el techo.

-¿Caperucita?- pude decir mientras intentaba situarme de una vez por todas.

Willhelm
Licántropo - Clase Baja
Licántropo - Clase Baja

Mensajes : 76
Fecha de inscripción : 30/11/2010
Edad : 299

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: En los bosques de Kassel [libre]

Mensaje por Angelica Grimm el Mar Dic 07, 2010 12:23 pm

-¿Caperucita?
Escuché a lo lejos de mi sueño, una y otra vez, como si fuera un eco. Me revolví y abrí los ojos, ya en la realidad. Willhelm estaba con los ojos abiertos. De inmediato me incorporé y le miré.

-¿Estás bien?
- observé sus heridas, estaban casi curadas del todo, solo parecía verse una pequeña cicatriz. Se me empezaron a derramar las lágrimas- Ya creíamos que...- sollocé varias veces.
Le dediqué una pequeña sonrisa de alivio, él no nos podía dejar, era fuerte y lo acababa de demostrar.
-¡Dominique!- salí de la tienda a buscar a Dom, que enseguida salió de la suya.- Está despierto.
Dominique entró antes que yo en la tienda todo lo deprisa que pudo, se sentó al lado de Willhelm.

-Ya sabía yo que no ibas a ser el débil, ¿quién lo ha terminado siendo, eh amigo?
Entré en la tienda, les vi parlotear y reír. Por mi culpa casi moría, no podía haber soportado esa carga.

Angelica Grimm
Humano - Clase Baja
Humano - Clase Baja

Mensajes : 65
Fecha de inscripción : 30/11/2010
Edad : 25

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: En los bosques de Kassel [libre]

Mensaje por Willhelm el Mar Dic 07, 2010 12:38 pm

-¿Estás bien? Ya creíamos que...- comenzó a llorar y quise levantar el brazo para que mi mano se posara en su mejilla, acariciarla con mis dedos y secar sus lágrimas. Pero no pude pues se levanté y salió de la tienda. Quise detenerla pero cada vez que intentaba hablar el pecho me presionaba y me ahogaba.
En seguida entró Dom con su sonrisa bonachona.
-Ya sabía yo que no ibas a ser el débil, ¿quién lo ha terminado siendo, eh amigo?

-Yo nunca seré el débil…- susurré. Dom me cogió de la mano y me la apretó con fuerza.

-Está en el lugar que le toca, descansando por fin. Ha caído bajo las zarpas de un amigo, nadie puede pedir mejor muerte- me consoló Dominique.

-Recemos porque nosotros tengamos misma suerte- el asintió y sonrió con más fuerza.

-Más te vale recuperarte, mañana nos toca turno de Caza. El final de Gorca y Travis a puesto a los demás lobos en vereda. Ya no se van a atrever a tocarle un pelo a Angelica, así no tendrás que estar siempre encima de ella. Estás contento
- La idea no me ilusionaba tanto como había creído que sucedería. Desde que la había puesto bajo mi responsabilidad, no veía el día en que acabara la primavera para que se largara de aquí… ahora que ya no hacía falta estar siempre con ella no me hacía mucha gracia.

-Si, mucho…- contesté desviando la mirada. Dom se levantó y se acercó a la puerta de la tienda.

-Te dejaré descansar, cuando puedas ven a buscarme- Se despidió de Angelica y se marchó.

-Angelica, por favor, quédate conmigo- le pedí- quiero que me cuentes cosas de tu aldea, para estar entretenido. La presión de mi pecho me ahoga.

Willhelm
Licántropo - Clase Baja
Licántropo - Clase Baja

Mensajes : 76
Fecha de inscripción : 30/11/2010
Edad : 299

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: En los bosques de Kassel [libre]

Mensaje por Angelica Grimm el Mar Dic 07, 2010 1:16 pm

-Angelica, por favor, quédate conmigo, quiero que me cuentes cosas de tu aldea, para estar entretenido. La presión de mi pecho me ahoga.

Me acerqué a él y me puse de rodillas en el suelo.
-Bien... te contaré algo que todas las niñas de hace 10 años soñaron...

Érase una vez, una muchachita, Greta, que, acompañada por su hermano, Hans, se perdió en el bosque, pero fueron precabidos, con miguitas de pan hicieron un caminito por el que deberían regresar. Se dieron cuenta de que esas migas de pan habían desaparecido, los pájaros se las habían comido. Los dos muchachos intentaron volver, tenían miedo de encontrar esa casita de chocolate con la bruja malvada, pero Greta se rezagó. El pañuelo que llevaba se le cayó al agua del riachuelo, pero como por arte de magia, este pañuelo fue levitando hasta llegar a una cueva. Greta corrió hasta coger su pañuelo. Escuchó un ruido tras de sí y se dio la vuelta. Una melodía envolvió el ambiente "nana na, nana na..." una canción de cuna. En el principio de la cueva había un hombre, un hombre con un hacha... Se la llevó, la pobre Greta no pudo hacer nada. Su hermano volvió al pueblo corriendo y se lo contó a los adultos.

Érase una vez, una muchachita hermosísima, de cabellos azabache y tez pálida, Blancanieves. Decían que era la más hermosa del lugar. Se llevaba bien con todo el mundo, con los animales, con la naturaleza... Un día, se dirigió al bosque a disfrutar de la naturaleza, a bailar con los animales. Un hombre se acercó a ella, se agachó y dijo: "eres la más hermosa del reino". Blanca sonrió y soltó una risotada. El hombre volvió a decir: "solo tengo este obsequio para daros, y así demostrar mi fidelidad hacia vuestra hermosura". El hombre le dio una manzana roja, lo único que tenía en los bolsillos. Blanca la cogió y con una sonrisa dio su primer bocado... La pobre cayó inconsciente al suelo. Aquel hombre, al igual que a Greta, se la llevó.

Érase una vez, una muchachita que siempre siempre era maltratada por su madrastra y hermanastras, Cenicienta. Ceny siempre limpiaba, no hacía más que limpiar la casa y hacer realidad los deseos de sus hermanastras. Un día, encontró un vestido y unos zapatitos de su madre, cuando tenía la misma edad que ella. Se lo puso todo. Estaba hermosísima con ese vestido blanco y esos zapatitos de cristal. Corriendo salió de su casa, a enseñárselo a todo el mundo. El bosque la llamaba, decía que estaban allí todos sus amigos. Sin pensárselo dos veces corrió hacia su interior. Anduvo y anduvo, y a nadie encontró. El fuerte viento se la llevó, cayendo en una charca. Ceny nado para salir, pero un anillo cayó al agua, un anillo que hizo que la superficie se congelara... La pobre Ceny se quedó bajo la charca. Aquel hombre, fue quien tiró el anillo, quien la sacó de allí, quien cogió el zapatito de cristal que se le había caido antes de llegar a la charca.

Había una vez, una muchachita de cabellos rizados y dorados, llamada Ricitos de Oro. Era una niña muy hermosa y feliz. Le encantaba pasear por el bosque, descubrir nuevos lugares en él. Un día, se encontró con una casita, no se lo pensó dos veces, entró para ver. Era una casita muy cuca, con tres objetos de diferentes medidas pero iguales. Primero observó que había tres tazones de sopa, los probó, el primero le pareció muy caliente, el segundo muy frío, y el tercero, el tazón más pequeño, perfecto. Se lo tomó todo. Después de aquella sopa, se sentía agotada. Pasó a una habitación, con tres camas, una más grande que la anterior. La cama más grande le pareció muy dura, la mediana demasiado blanda, y la pequeña perfecta. Se quedó dormida. Al despertarse vio que tres osos estaban en aquella habitación, mirándola con faz de pocos amigos. Ricitos salió corriendo pero no llegó a la puerta. Aquellos osos la atraparon, la hirieron y dejaron sin sentido, y apareció el hombre, el hombre que se la llevó.

Érase una vez tres hermanos. La hermana pequeña estaba enferma, y el mayor se quedó a cuidar de ella. El hermano mediano fue a vender la vaca que tenían para poder comprarle medicinas. Se encontró con un hombre que le dijo: "estas alubias son mucho mejor que el dinero, son alubias mágicas y pueden curar a tu hermana", el muchacho, inocente, aceptó y cambió la vaca por alubias mágicas. Al llegar, y su hermano mayor preguntar por el dinero, éste le contestó: "¡Will, estas alubias son mágicas! Aquel hombre me dijo que curarían a Alice". El hermano mayor, al escucharle, no pudo hacer otra cosa que darle una paliza por estúpido, ahora su hermana iba a perecer. Por la noche, el pequeño Jacob se levantó y dio a su hermana una alubia mágica, para que se pusiera bien, él sabía que se iba a curar. Pero fue al contrario. Alice dejó de respirar y Jacob, asustado fue a avisar a su hermano. Al bajar los dos al ver cómo estaba Alice... desapareció. Solo se vio una sombra negra salir por la ventana, un... hombre.

Willhelm parecía atento, aquellas historias eran tenebrosas, se las contabas a los niños y se morían de miedo. Acaricié su cara y suspiré, ahora llegaba la que más me había marcado a mí...
-Érase una vez, una muchachita de cabellos dorados, que siempre llevaba una caperuza roja, la llamaban Caperucita Roja. Su padre le había mandado ir al bosque, como normalmente, a coger frutos y setas. Caperucita se encontraba cogiendo fresas de un matorral, se cortó un dedo y se lo llevó de inmediato a la boca. Vio que empezaba a oscurecer y decidió volver a casa. Aceleraba el paso cada vez más, los aullidos de los lobos la incomodaban y le daban miedo. Cuando detrás de ella vio a una bestia gigantesca, un lobo de proporciones inimaginables, corrió y corrió pidiendo auxilio. Se cayó al llegar a la entrada del poblado, alguien la oyó gritar, pero no pudo ayudarla. El lobo se la llevó con él, aquel lobo que podía convertirse en hombre, aquel hombre del que he hablado en todas las historias.

Todas tuvieron los sueños de todas, el que más las afectó fue en el que aparecíeron cada una de ellas, su propia pesadilla. Aquel hombre las llevó a la Reina de la torre, quería ser hermosa de nuevo y por ello necesitaba a las niñas, necesitaba sus vidas... Pero los adultos dijeron que solo eran pesadillas, que no fue real... yo no creo lo mismo...

Angelica Grimm
Humano - Clase Baja
Humano - Clase Baja

Mensajes : 65
Fecha de inscripción : 30/11/2010
Edad : 25

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: En los bosques de Kassel [libre]

Mensaje por Willhelm el Mar Dic 07, 2010 1:36 pm

Escuché atento las 6 historias, todas relacionadas con la reina de la torre. Aquella torre que me producía tan malas sensaciones.
-¿Entonces tu ya fuiste raptada antes por un hombre lobo?- le pregunté. Ailín ya había dicho que aquel bosque no era como los demás, que allí, las cosas más disparatadas podían suceder. Y ya lo había visto yo con mis propios ojos: Sapos que muestran el camino de regreso, hadas que te guían hasta llegar tu destino, árboles que cambian de lugar y cuervos que parecen observarte cuando paseas por la espesura… era todo estremecedor- ¿Entonces la leyenda de la reina era cierta? ¿Seguía viva? ¿Cómo lo consiguió?- me surgían decenas de preguntas que quería que fueran respondidas. Me había sumergido tanto en las historias que quería escuchar todos los finales- Tu estás viva ¿pero las demás niñas? ¿Cuál fue su suerte?- Cogí la mano de Angelica y apreté- Gracias por haberme cuidado, no era tu obligación pero aún así lo has hecho… muchas gracias- como no podía aún mover el torso, me llevé su mano a los labios y la bese. Era la única manera que se me ocurría para agradecérselo. Pronto podría moverme de nuevo y ya se me ocurriría otra forma más bonita de agradecerle todo lo que había echo. Era un encanto de mujer.

Willhelm
Licántropo - Clase Baja
Licántropo - Clase Baja

Mensajes : 76
Fecha de inscripción : 30/11/2010
Edad : 299

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: En los bosques de Kassel [libre]

Mensaje por Angelica Grimm el Mar Dic 07, 2010 2:13 pm

-¿Entonces tu ya fuiste raptada antes por un hombre lobo? ¿Entonces la leyenda de la reina era cierta? ¿Seguía viva? ¿Cómo lo consiguió? Tu estás viva ¿pero las demás niñas? ¿Cuál fue su suerte?

-Willhelm... todo pareció un sueño, no sabría decirte si fue real o no, mi parecer es que sí, pero no lo podemos comprobar... Si fuese real sí que fui raptada por un hombre lobo, ese hombre que sale en todas las historias, es un hombre lobo al servicio de la Reina. Seguía viva por aquel hechizo de inmortalidad, hay muchas leyendas que creemos que son ciertas y no lo son, y al contrario... La Reina necesitaba beber de nuestra sangre y acabar con nuestras vidas para poder ser hermosa, no lo consiguió, una de las niñas capturadas era la hija del hombre lobo, no quería que pereciese y traicionó a la Reina. Todas las niñas sobrevivieron, gracias a la gentileza de aquel hombre... Solo recuerdo levantarme y creer que todo ha sido un sueño...


-Gracias por haberme cuidado, no era tu obligación pero aún así lo has hecho… muchas gracias.

-Sí que era mi obligación, Willhelm, era mi obligación porque yo quería y por salvarme la vida. No tienes que darme las gracias...
- se llevó mi mano a la boca y la besó.
Acaricié su cara y su pelo. Me tumbé a su lado y le miré. Parecía que aún le dolía.
-Willhelm, cierra los ojos, descansa, mañana estarás mucho mejor...

Angelica Grimm
Humano - Clase Baja
Humano - Clase Baja

Mensajes : 65
Fecha de inscripción : 30/11/2010
Edad : 25

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: En los bosques de Kassel [libre]

Mensaje por Willhelm el Mar Dic 07, 2010 2:26 pm

-Sí que era mi obligación, Willhelm, era mi obligación porque yo quería y por salvarme la vida. No tienes que darme las gracias... Willhelm, cierra los ojos, descansa, mañana estarás mucho mejor...

-Solo si te quedas toda la noche conmigo…- dije algo avergonzado. Le hice un hueco para que se tumbase junto a mí y la abracé cuando lo hice. Al poco tiempo el agotamiento pudo conmigo y los párpados cayeron dejándolo todo en oscuridad.


Desperté al escuchar griterío fuera de la tienda, me sobresalté y me levanté de un salto. Cuando vi que se trataba de una falsa alarma, respiré tranquilo y me relajé. Me di cuenta que todas las heridas de mi cuerpo habían desaparecido totalmente. También me di cuenta que Angelica había desaparecido, no estaba tumbada a mi lado. Fui a cambiarme y salí de la tienda. La vida en el campamento seguía su curso: Algunas mujeres se reunían en grupo y confeccionaban nuevas pieles para sustituir a las antiguas, había hombres que se sentaba junto a ellas para ayudar en la tarea y otros salían a recoger más leña. Más tarde Dom y yo saldríamos de caza junto a otro grupo de lobos, pero eso sería más tarde. Los pocos niños que quedaban correteaban de un lado para otro jugando con palos y piedras.
Me seguí preguntando donde demonios estaría Angelica. Dudaba que le hubiera pasado algo, aún así estaba preocupado. Al no ver la gigantesca figura de Dom, supuse que estarían juntos. Una punzada de celos me invadió.
Por favor Will serénate, ella no es nada tuyo.
Me alisé mi larga melena negra y seguí buscando a ver si encontraba a Dom o a caperucita.

Willhelm
Licántropo - Clase Baja
Licántropo - Clase Baja

Mensajes : 76
Fecha de inscripción : 30/11/2010
Edad : 299

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: En los bosques de Kassel [libre]

Mensaje por Angelica Grimm el Mar Dic 07, 2010 2:39 pm

-Solo si te quedas toda la noche conmigo…- sonreí.

-Claro que sí...- al poco rato, Will cayó rendido mientras acariciaba su melena, podía ser todo un angelito, aunque solo dormido.

Por la mañana, me desperté temprano, me daba palo dejar a Will solo pero lo hice. Dom estaba despierto, tuve una idea.
-Dom, ya que no puedo salir sola del campamento, ¿me acompañas a buscar algo para Willhelm?- aceptó sin rechistar.
Nos encaminamos por el bosque, iba con una cesta en la mano, me paraba cada vez que encontraba algo para poder llevarle.
En la cesta habían muchos frutos: fresas, frambuesas, moras, arándanos y guindas. Sería un buen desayuno. También eché en la cesta flores silvestres de muchos colores, para que se alegrara un poco con todo el colorido. Tardamos lo sumo una hora, y volvimos. Willhelm estaba fuera y parecía inquieto.
-Pero qué bien estás ya, Willhelm, mira, Dom y yo te hemos traído esto para que te alegres un poco.
Me acerqué a él y le tendí la cesta con los frutos y flores silvestres. Cogí una de las flores y se la coloqué a Will en el pelo, donde tenía el lazo. Se trataba de una flor violeta oscura muy bonita.

Angelica Grimm
Humano - Clase Baja
Humano - Clase Baja

Mensajes : 65
Fecha de inscripción : 30/11/2010
Edad : 25

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: En los bosques de Kassel [libre]

Mensaje por Willhelm el Mar Dic 07, 2010 2:54 pm

Vi aparecer a Dom y a Angelica. Venían del bosque.
Apreté fuerte los puños y los dientes. Por favor Will, deja de ser tan estúpido.
-Pero qué bien estás ya, Willhelm, mira, Dom y yo te hemos traído esto para que te alegres un poco- cogí la cesta que me tendió Angelica y vi todas las frutas y flores que me habían traído. Sonreí inconscientemente y noté como Angelica me colocaba una flor en el pelo.
Pasé la mano por la flor y me quité.
-Una flor tan bonita solo puede hacer lujo de su belleza con otra flor…- y se la coloqué a ella tras la oreja. Nos quedamos mirando en silencio con una sonrisa vergonzosa dibujada en nuestros labios. Luego me acordé que Dom estaba también, y lo vi temblar y taparse la boca para contener la risa- Lárgate grandullón, luego te buscare para comenzar nuestro turno.

-Claro, claro… parejita- bromeó y se alejó hacia el campamento.

-Esto… muchas gracias por la fruta y las flores… pero yo también tengo una sorpresa para ti-. Alcé una venda que llevaba en la mano y se la até para taparle los ojos- Es un secreto y no puedes contárselo a nadie, ni si quiera a Dom- cogí su mano y la guié al interior del bosque. Allí, una vez desnudo, me transformé en licántropo y cogí mi ropa con la boca. A Angelica la subí a mi lomo y ella sola se sujetó. Salté y trpé por un árbol hasta llegar a las ramas altas y comencé a desplazarme de rama en rama recorriendo grandes distancias en poco tiempo.
A mi paso, tardaría casi media hora en llegar a mi destino, rezaba por que mi regalo le gustara, era lo mínimo que podía hacer.

El destino estaba cerca y descendí hasta el suelo para galopar. Frené en seco y derrapé cuando ya estuvimos lo suficiente cerca. Dejé mi ropa en el suelo, dejé que Angelica se bajara y volví a mi forma humana. Me coloqué solo los pantalones y quité la venda de Angelica.
-Bienvenida a casa…- dije quitándole el trozo de tela-… esta es la forma que se me ha ocurrido para agradecerte lo que has hecho. Te doy la oportunidad de ver a tus seres queridos… pero luego tendrás que volver conmigo.

Willhelm
Licántropo - Clase Baja
Licántropo - Clase Baja

Mensajes : 76
Fecha de inscripción : 30/11/2010
Edad : 299

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: En los bosques de Kassel [libre]

Mensaje por Angelica Grimm el Mar Dic 07, 2010 3:15 pm

Sonreí por las palabras de Willhelm, a veces llegaba a ser encantador. Me avergoncé por las palabras de Dom y como consecuencia agaché la cabeza.
-Esto… muchas gracias por la fruta y las flores… pero yo también tengo una sorpresa para ti- Me tapó los ojos con una venda que tenía en la mano- Es un secreto y no puedes contárselo a nadie, ni si quiera a Dom.
Me puse nerviosa, ¿qué sorpresa sería? Aún estando de la mano de Willhelm me daba miedo no saber por dónde iba, tropezarme y caerme. La tensión aumentó cuando escuché que Willhelm se transformaba, no sabía por qué, pero tenía miedo. Will me subió a su lomo, yo por instinto me agarré. Me agarré todo lo que podía y mantuve la mente en otro lugar para no pensar en que pudiera caerme. Por fin, Will frenó y me bajé de su lomo. Me quitó la venda al final, estaba vestido solo con los pantalones. Miré hacia delante, estaba en casa.
-Bienvenida a casa… esta es la forma que se me ha ocurrido para agradecerte lo que has hecho. Te doy la oportunidad de ver a tus seres queridos… pero luego tendrás que volver conmigo.
Le miré con los ojos llorosos, no podía pronunciar palabra pero moví los labios diciendo "gracias".
Salí corriendo hacia el poblado, mi padre y los cazadores no estarían ya que siempre solían cazar a esas horas. Fui a ver a mis amigos, estarían donde siempre, en el desván de la taberna del padre de Cloud, el muchacho que desde pequeño quería ser mi marido. Pasé por la taberna, pasé desapercibida por el barullo de gente y subí corriendo. Abrí la puerta, allí estaban. Greta, Hans, Cloud y Martha. Se alegraron tanto de verme que vinieron a abrazarme al instante.

-Creíamos que los lobos que habían usado como almuerzo- dijo Martha.

-¡No! Yo creía que la iban a convertir en un lobo enorme
- dijo Greta.

-Jajaj, no creo que le favoreciera mucho- dijo Cloud. Le hice burla.

-No, para nada. Son muy amables conmigo, solo me tienen cautiva para asegurarse de que no les vayan a cazar. Pero creedme, son las mejores personas que podáis llegar a conocer.

-No me lo creo... Seguro que son bestias salvajes. Pero no te preocupes, ya estás aquí, ya no podrán secuestrarte, pondremos trampas y estaremos preparados.

-No Cloud, no deben saber que he estado aquí, esto debe ser un secreto entre amigos. ¿De acuerdo?

-¿Pero por qué Angy? Estás asalvo.


-Hans... por favor, hacedme este favor. Un lobo me ha hecho el favor de traerme para poder veros, pero tengo que volver... sino... peligrarán nuestras vidas...

-De acuerdo, te guardaremos el secreto.

-Muchas gracias chicos...- les abracé de nuevo.
Nos quedamos un rato charlando, contándonos las nuevas en nuestras vidas... Yo tuve el valor de contar lo de Willhelm, que sentía algo por él. A Greta y Martha le parecieron como en un cuento de hadas. Los dos muchachos no estuvieron de acuerdo, Hans me pidió que tuviera cuidado, Cloud... ni me miró, se quedó cayado y echó un trago a la botella de ginebra.
Llevaba allí lo menos dos horas, debía volver ya, había dejado a Willhelm solo y los cazadores... ¡Tenía que irme ya! Me despedí de todos y salí corriendo hacia Willhelm.
-Lo siento muchísimo Willhelm... no me he dado cuenta del tiempo...

Angelica Grimm
Humano - Clase Baja
Humano - Clase Baja

Mensajes : 65
Fecha de inscripción : 30/11/2010
Edad : 25

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: En los bosques de Kassel [libre]

Mensaje por Willhelm el Mar Dic 07, 2010 3:28 pm

Pareció que mi regalo le agrado pues salió corriendo en dirección al poblado. Tenía todo el tiempo del mundo.
Terminé de ponerme la ropa y me senté apoyando la espalda en un tronco caído.
De una de las botas saqué un pequeño cuchillo y cogí un trozo de madera. Comencé a rascar la madera quitando capa tras capa viendo como las virutas de madera saltaban.
Luego me entretuve lanzando el cuchillo y viendo como se clavaba.
Mientras, mi mirada se perdía en el poblado. ¿Había echo bien llevando a Angelica de vuelta a su casa? Tal vez no volviera, estando segura en casa ya no era esencial volver… Luego me entretuve pensando como sería vivir de nuevo una vida sedentaria, un aburrimiento claro está.
Escuché pasos que se acercaban a mi posición y cuchillo en mano me prepare para afrontar el supuesto peligro, pero bajé el arma enseguida al ver que era Angelica.
-Lo siento muchísimo Willhelm... no me he dado cuenta del tiempo…- se disculpó Angelica sofocada.

-¿Lo sientes? Pensé que te quedarías toda la mañana, no solo un par de horas- dije algo extrañado- Es más, ya me veía entrando en el pueblo para buscarte casa por casa para sacarte de los pelos si hace falta- bromeé- Entonces ¿has terminado ya aquí? Piensa que no volverás hasta un par de semanas. Cuando la primera ola de calor llegue al bosque, serás libre para siempre.

Willhelm
Licántropo - Clase Baja
Licántropo - Clase Baja

Mensajes : 76
Fecha de inscripción : 30/11/2010
Edad : 299

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: En los bosques de Kassel [libre]

Mensaje por Angelica Grimm el Mar Dic 07, 2010 3:36 pm

-¿Lo sientes? Pensé que te quedarías toda la mañana, no solo un par de horas. Es más, ya me veía entrando en el pueblo para buscarte casa por casa para sacarte de los pelos si hace falta. Entonces ¿has terminado ya aquí? Piensa que no volverás hasta un par de semanas. Cuando la primera ola de calor llegue al bosque, serás libre para siempre.
Le hice burla en cuanto oí su segunda frase. ¿De verdad querría irme, no verle más? No quería, quería quedarme con él... Simplemente asentí para no abrir la boca y llorar al decir lo que sentía.

-Volvamos...- dije abriéndome paso hacia el frente.
Me apetecía andar, pasear y ver el bosque. Un bosque traicionero... pero a la vez hermoso.
-¿A qué no me pillas?- dije dándome la vuelta.
Di unos pasos hacia atrás y salí corriendo hacia delante. Que alguien me siguiera mientras corría me ponía histérica, pero me reiría un poco al menos. Me di la vuelta para ver dónde estaba pero no estaba detrás de mí. Volví a darme la vuelta y le vi colocado frente a mí. Salté del susto. Le miré, como retándole. Salí corriendo hacia un lado e impulsándome con un árbol pude volver a seguir hacia el norte.
-No me vas a pillar lobito...

Angelica Grimm
Humano - Clase Baja
Humano - Clase Baja

Mensajes : 65
Fecha de inscripción : 30/11/2010
Edad : 25

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: En los bosques de Kassel [libre]

Mensaje por Willhelm el Mar Dic 07, 2010 3:46 pm

-No me vas a pillar lobito...- jugó Angelica.

-Corre, corre. A ver hasta donde puedes llegar- la reté. En cuanto pude, escale hasta la primera rama alta de uno de los árboles. Moverse por los árboles era lo mejor para un depredador. Las presas no solían mirar arriba cuando se sentían perseguidos y el depredador era capaz de salvar distancias más rápido.
Mientras Angelica corría en dirección norte, yo la seguía desde las alturas.
Su risa cantarina podía escucharse por todo el bosque y me era fácil detectarla cuando la perdía de vista tras algún árbol.
Cuando pensé que ya le había dejado suficiente ventaja, salté al suelo cerca de ella y a la tomé en brazos a la carrera. Comencé a dar vueltas sobre mi mismo y hundí mi cara en su pelo, luego de calmarnos me quedé mirándola y aún en brazos le pregunté:
-Sabes, me has contado cuentos y leyendas… pero en realidad se muy poco sobre ti ¿Cómo es tu vida en el poblado? ¿Tienes familia? ¿Amigos? Te gustaría escapar alguna vez de allí…- lo último no venía a cuento pero lo pregunté de todas formas y esperé respuestas. Quería saber algo más sobre la caperucita roja que tenía en brazos y quería que ella misma me lo contara todo.

Willhelm
Licántropo - Clase Baja
Licántropo - Clase Baja

Mensajes : 76
Fecha de inscripción : 30/11/2010
Edad : 299

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: En los bosques de Kassel [libre]

Mensaje por Angelica Grimm el Mar Dic 07, 2010 4:07 pm

Seguía corriendo y riendo por el bosque, era divertido, aunque me daba pánico que me siguieran. De pronto, vi a Willhelm a mi lado, pegué un pequeño grito por el susto. Me cogió en brazos y comenzó a dar vueltas, no paraba de reír. Una vez paró, nos miramos.
-Sabes, me has contado cuentos y leyendas… pero en realidad se muy poco sobre ti ¿Cómo es tu vida en el poblado? ¿Tienes familia? ¿Amigos? Te gustaría escapar alguna vez de allí…

-Mi vida es muy normal, como la de cualquier persona diría yo. Mi única familia son mi padre y mi abuela, creo que ya los conociste- le eché una mirada fulminante al recordar lo que pasó con mi abuela- Mis amigos... son los mejores que pueda tener, les he ido a ver hoy y me guardarán el secreto. Y bueno... escapar de allí... no lo sé... es mi hogar, siempre ha sido mi hogar... pero así en frío esas cosas no se pueden decidir, a lo mejor cambio de opinión-
dije con una sonrisa.

Angelica Grimm
Humano - Clase Baja
Humano - Clase Baja

Mensajes : 65
Fecha de inscripción : 30/11/2010
Edad : 25

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: En los bosques de Kassel [libre]

Mensaje por Willhelm el Mar Dic 07, 2010 4:44 pm

-Mi vida es muy normal, como la de cualquier persona diría yo. Mi única familia son mi padre y mi abuela, creo que ya los conociste. Mis amigos... son los mejores que pueda tener, les he ido a ver hoy y me guardarán el secreto. Y bueno... escapar de allí... no lo sé... es mi hogar, siempre ha sido mi hogar... pero así en frío esas cosas no se pueden decidir, a lo mejor cambio de opinión- En realidad, las relaciones para con su familia habían comenzado muy mal, a su abuela la había dejado inconsciente después de atacar su casa y su padre había visto con sus propios ojos como retenía a su hija y no la dejaba marchar con él. Era más seguro quedarse en el bosque que exponerse a los disparos de las escopetas.
Dejé a Angelica poco a poco a en el suelo, para que pudiera andar por su propio pie y así comenzamos el camino de vuelta al campamento.
-Cuando termine la primavera, y te dejemos de vuelta en tu casa, Ailín trazara el camino hacia un nuevo lugar donde montar nuestro campamento, tal vez estemos una semana entera de viaje hasta hallar el bosque perfecto…- no era capaz de decir las palabras exactas. Tenía claro que no quería moverme del bosque de Kassel, alejarme suponía no verla.-… estar en la manada me ha servido de pretexto para ver lugares mágicos, no de forma literal como este bosque, pero sitios que su belleza parece sobrenatural. Ojala pudiera mostrártelos…- que pesimista me estaba volviendo, era hora de cambiar de tema- ¿y tus amigos no se han preocupado de que tuvieras que volver conmigo? Tal vez ahora mismo nos estén siguiendo para tendernos una emboscada y separarte de mi lado…- bromeé.


Willhelm
Licántropo - Clase Baja
Licántropo - Clase Baja

Mensajes : 76
Fecha de inscripción : 30/11/2010
Edad : 299

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: En los bosques de Kassel [libre]

Mensaje por Angelica Grimm el Mar Dic 07, 2010 5:09 pm

Parecía que se estaba poniendo triste por mi próxima partida, yo también lo estaba para ser sinceros.
-¿y tus amigos no se han preocupado de que tuvieras que volver conmigo? Tal vez ahora mismo nos estén siguiendo para tendernos una emboscada y separarte de mi lado…

-No lo creo- dije con una risa- os tienen miedo.
Le miré con una sonrisa y después clavé la mirada en el suelo. No tardamos demasiado en llegar al campamento, se había hecho un viaje corto. La noche transcurrió bien, sin sorpresas.
________________

El tiempo transcurría rápido, estaba disfrutando de mi estancia en el campamento. Willhelm y yo no habíamos vuelto a hablar sobre "lo nuestro", manteníamos un poco más las distancias en cuanto ese tema, pero no hay que negar que algunos besos cayeron. Sentíamos unos sentimientos muy fuertes, y eso no lo cambiaría nada.
Llevaba casi un mes cautiva, pero como si no lo estuviera. Hice algunos amigos y las noches de danzas eran entretenidas, hasta aquella noche no pude disfrutarlas en mis propias carnes. Una muchacha, me había estado observando, sabía que había puesto atención a todos sus bailes. Aquel día me cogió de la mano y me "obligó" a bailar con ellas. Me avergoncé un poco pero después me solté, estaba siendo divertido. Willhelm, extraño en él, se encontraba allí, sentado junto a Dom, lo que me hizo enrojecer. Deseaba que se acabase de una vez para no sentir esa vergüenza. Por fin, así sucedió. Toda enrojecida me acerqué a Will y Dom.
-Creo que me voy a acostar... buenas noches...

-¡No tengas vergüenza, mujer! Has bailado muy bien, la Reina de la hoguera
- dijo mientras me alejaba, aún con más vergüenza.
Me metí lo más rápido que pude en la tienda y me quedé sentada. Cogí un farol y lo encendí, me quedé mirando aquella llama, intentando tranquilizarme. ¡Qué vergüenza había pasado!

Angelica Grimm
Humano - Clase Baja
Humano - Clase Baja

Mensajes : 65
Fecha de inscripción : 30/11/2010
Edad : 25

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: En los bosques de Kassel [libre]

Mensaje por Willhelm el Mar Dic 07, 2010 7:29 pm

-No lo creo, os tienen miedo- dijo Angelica riendo. Era algo de suponer, era cierto.
------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

El tiempo pasó rápido en el bosque de Kassel. La primavera iba alejándose con cada día que pasaba, el calor se acercaba y con el nuestra partida. Ése era el motivo por el cual intentaba ser distante con Angelica, mantener una relación de conocidos. Dentro de unos días nos marcharíamos y ella se quedaría junto a los suyos en la aldea. Pese a mis intentos, había momentos íntimos que aprovechábamos y algunos besos volaban entre nosotros.
Dom me solía pensar cuales eran mis planes, no hacia falta contarle nada para que se diera cuenta que algo pasaba entre Angelica y yo.
-Está claro que no la puedes dejar marchar así, como así… estoy seguro que no quieres- me dijo de nuevo aquella noche junto a la hoguera.

-Ya te he dicho que tienes razón Dom, pero ella tiene casa, familia y amigos… no va a querer dejarlo todo por venir con nosotros…- contesté yo lanzando una piedra al fuego.

-Pues quédate tú…

-Sabes que esa no es una opción, no quiero dejar el lugar donde me abrieron las puertas a un nuevo lugar… no quiero dejaros- Dom no volvió a decir nada más y ambos nos quedamos mirando a una Angelica avergonzada que bailaba torpemente con las demás lobas. Sonreí involuntariamente y seguí tirando piedras a la hoguera.
Al cabo de un rato, cuando los timbales dejaron de sonar, Angelica se acercó a nosotros.

-Creo que me voy a acostar... buenas noches...

-¡No tengas vergüenza, mujer! Has bailado muy bien, la Reina de la hoguera- gritó Dom mientras Angelica se alejaba.
Jugué con la última piedra entre mis manos y antes de levantarme para ir en busca de Angelica, la lancé con fuerza contra las brasas.- A por ella Tigre.

La tienda estaba iluminada por una tenue luz de un farolillo y contra la tela de la tienda estaba dibujada la sombra de Angelica. Entré en la tienda y la vi sentada mirando absorta la llama.
-Te has ido muy deprisa de la fiesta, las chicas se han quedado preocupadas- Dije sentándome junto a ella delante del farolillo- ¿Qué te pasa?

Willhelm
Licántropo - Clase Baja
Licántropo - Clase Baja

Mensajes : 76
Fecha de inscripción : 30/11/2010
Edad : 299

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: En los bosques de Kassel [libre]

Mensaje por Angelica Grimm el Mar Dic 07, 2010 7:45 pm

-Te has ido muy deprisa de la fiesta, las chicas se han quedado preocupadas. ¿Qué te pasa?
No le miré. Aquel farol era especial, tenía dibujos forjados en las paredes de metal, al darle vueltas se veían múltiples dibujitos, en este caso se veían brujas, gatos, lunas y estrellas. Reí dulcemente.

-No me pasa nada... solo estoy triste.
- Tragué saliva, no hacía más que recordar que en poco tiempo iba a marcharme, no quería, quería quedarme junto a la manada, me divertía mucho con ellos, y no deseaba dejar a Willhelm, le quería.- Pronto llegará el verano y con ello mi partida. Tus ojos me dicen que no quieres que me vaya, ¿me equivoco? Pues yo no quiero irme...- no miré en ningún instante a Willhelm, jugaba con el farolillo y sus imágenes.
Hice que se tumbase, yo me tumbé a su lado apoyando mi cabeza en su hombro y pasando un brazo por su torso. Nos quedamos así un rato, sin decir palabra alguna, quería romper el silencio. Me apoyé con los brazos en los dos laterales de su cuerpo y acerqué mi rostro al suyo.
-Pídeme que me quede...- dije entrecerrando los ojos y acercándome a sus labios.
Acabé juntando mis labios con los suyos, en un dulce beso que no pareció terminar.

Angelica Grimm
Humano - Clase Baja
Humano - Clase Baja

Mensajes : 65
Fecha de inscripción : 30/11/2010
Edad : 25

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: En los bosques de Kassel [libre]

Mensaje por Willhelm el Mar Dic 07, 2010 8:56 pm

-No me pasa nada... solo estoy triste. Pronto llegará el verano y con ello mi partida. Tus ojos me dicen que no quieres que me vaya, ¿me equivoco? Pues yo no quiero irme...- nos tumbamos juntos en el suelo, ella se apoyó en mi hombro y yo la rodeé con mis brazos. ¿Hacía cuanto tiempo no habíamos estado así de juntos? Desde que había decidido poner un muro entre nosotros me había preocupado en que esto no volviera a suceder. Ahora el muro se caía en pedazos y estaba muy frágil.
Angelica se alzó sujetándose con ambos brazos que descansaban en los laterales de mi cuerpo-Pídeme que me quede...
Aquellas palabras derrumbaron el frágil muro dejando que todos los sentimientos volvieran a fluir libres.
Aquel beso me supo a gloria después de tanto tiempo y rodamos por el suelo una vez. Quedé yo encima de ella.

-Quédate conmigo Angelica…- dije cuando terminó el beso y yo comencé uno nuevo. Le pegué un golpe al farol para que cayera al suelo y se apagara. Nuestras sombras desaparecieron y la semioscuridad nos envolvió.
Seguí besándola con desesperación y comencé a quitarme la camiseta que tanto me estorbaba. Quería que se quedara junto a mi siempre.

Willhelm
Licántropo - Clase Baja
Licántropo - Clase Baja

Mensajes : 76
Fecha de inscripción : 30/11/2010
Edad : 299

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: En los bosques de Kassel [libre]

Mensaje por Angelica Grimm el Mar Dic 07, 2010 9:08 pm

No rechazó mi beso como alguna que otra vez lo había hecho, me sentí feliz e ilusionada. Willhelm hizo que rodáramos por el suelo quedando él encima.
-Quédate conmigo Angelica…- dijo al terminar el beso.
Tenía los ojos llorosos de la emoción y el corazón tenía un palpitar que me ahogaba. Aquellas tres palabras fueron suficientes, con eso me había dicho que me necesitaba a su lado, que no quería que me apartase. Aquello me lo dijo todo.
Will me besó esta vez, había escuchado un ruido y la luz se desvaneció en la tienda. El farolillo se había apagado y nos dejó a semioscuras. Willhelm comenzó a quitarse la camiseta, tragué saliva. Tenía un poco de miedo por lo que sucediese aquella noche, si íbamos a dar un paso bastante grande o no importaba. A mí si me importaba, muchísimo, lo pensé muy bien antes de actuar.
Finalmente le ayudé a quitarse la camiseta, dejándola a un lado. Nos miramos unos momentos antes de volver a besarnos. Aquello era un sinfin de sentimientos revoloteando como las haditas con sus luces amarillas. Pasé un brazo tras su espalda, acariciándole. Le había visto muchas veces sin camiseta, y algunas de sus cicatrices se veían bastante bien, pero nunca había podido sentirlas. Pasé mis dedos por ellas, se las haría cuando fue humano, había aprendido mucho sobre hombres lobo en aquel lugar, y cualquier herida tras su conversión, desaparecía.
-Te quiero...- dije al separarnos de aquel beso tan largo, recuperé un poco el aliento, mis labios se dirigieron a su cuello. Le di pequeños besos, subiendo muy lentamente y dando algún mordisquito muy leve.

Angelica Grimm
Humano - Clase Baja
Humano - Clase Baja

Mensajes : 65
Fecha de inscripción : 30/11/2010
Edad : 25

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: En los bosques de Kassel [libre]

Mensaje por Willhelm el Mar Dic 07, 2010 9:22 pm

Angelica me ayudó a quitarme la camiseta que estaba causándome un engorro. La dejamos tirada a un lado y volvimos a rodearnos con los brazos para seguir besándose. Beso detrás de otro podía sentir sus manos pasar por mi cuerpo magullado. Yo hundía mis manos en su cabello sedoso y cerraba los ojos para disfrutar mejor de las sensaciones. El sentido de la vista no es el sentido más importante, como muchos creen. Lo único que hace es inutilizar a los demás sentidos.
-Te quiero...- dijo Angelica, comenzando a besarme por el cuello.

-Yo también te quiero mi caperucita roja…- reímos antes de volver a unir nuestros labios.
Ya que Angelica se había atrevido a acariciar su cuerpo con sus manos, yo también quería palpar sus curvas con las mías. Me tumbé de lado atrayendo a Angelica en la caída, quedando ella casi encima de mí. Palpé su cuerpo con mis manos, pasando por los costados y quedándome en su cintura… no me atrevía a tocar nada más por miedo a que se molestare.
Su vestido se ceñía de cintura para arriba y la falda se había quedado un poco levantada por los movimientos. Dubitativamente, bajé una mano por su cintura y subí una pierna encima de mi, acariciando su fina piel con mis dedo.

Willhelm
Licántropo - Clase Baja
Licántropo - Clase Baja

Mensajes : 76
Fecha de inscripción : 30/11/2010
Edad : 299

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: En los bosques de Kassel [libre]

Mensaje por Angelica Grimm el Mar Dic 07, 2010 9:34 pm

-Yo también te quiero mi caperucita roja…- aquello me encantó pero a la vez me hizo mucha gracia, tenía una manía enorme con llamarme caperucita roja... Imposible de quitársela.
Will se echó hacia un lado, atrayéndome con él. Sus manos pasaron por mi cuerpo, quedándose finalmente en mi cintura... me recorría una sensación de estremecimiento en cada caricia.
Will parecía dudoso, yo también lo estaba. No sabía qué iba a pasar y qué íbamos a hacer - al menos, no del todo. Bajó una de sus manos por mi cintura, llegando a una de mis piernas. La subió encima de su cuerpo, acariciaba mi piel, aquello causó mucho más el estremecimiento de mi cuerpo.
Willhelm causaba en mi cuerpo sensaciones que no había sentido antes, sensaciones que quería seguir sintiendo.
Mientras nos besábamos, subí una mano a su rostro y acaricié su mejilla, mantuve allí la mano. Me separé de sus labios unos instantes e hice que nos mirásemos a los ojos. Era difícil, me costaba mantener la mirada, pero era necesario.
-Prométeme que nunca me harás daño...- dije, pensando en un futuro que vendría a consecuencia de aquellos últimos días, a consecuencia de aquella noche que íbamos a pasar juntos.
Volví a besarle, mi mano bajó por su brazo, musculoso, cosa normal siendo un hombre lobo - o al menos eso creía, la mayoría eran unos sacos de musculitos - y llegué a posarla tras su cintura, proporcionandole pequeñas caricias...

Angelica Grimm
Humano - Clase Baja
Humano - Clase Baja

Mensajes : 65
Fecha de inscripción : 30/11/2010
Edad : 25

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: En los bosques de Kassel [libre]

Mensaje por Willhelm el Mar Dic 07, 2010 9:54 pm

-Prométeme que nunca me harás daño...- dijo Angelica antes de seguir acariciándome.

-Cómo podría hacerte yo daño… no podría, no sería capaz de hacerlo- El mero echo que saliera herida, ya fuera física o psicológicamente me resultaba imposible e inaceptable. A mi mente vinieron recuerdos a mi cabeza. Desde el primer momento que había llegado Angelica al campamento, yo me había preocupado por su bienestar desde el principio… ahora era más de lo mismo, si le pasaba algo yo moriría sin poder evitarlo.
Acabé por desabrochar los cordeles de su vestido, quería verla tal y como era en realidad sin telas ni nada que dificultara la vista.
Bajé poco a poco su vestido dejando sus pechos desnudos. Eran perfectos, ni muy grandes ni muy pequeños, me cabían perfectamente en la mano y sus pezones eran de color rosado que se distinguían sobre su piel blanca.
Seguimos besándonos mientras apretaba sus senos entre mis manos. Angelica acabó por sentarse encima de mí y su torso se pegó al mío, chafando sus senos contra mí pecho. La abracé con fuerza para que no se despegara de mí.
Cuanto la quería, la quería hasta doler y no podía creer como había podido pasar tanto tiempo sin prestarla atención. Ahora comprendía que por mucho que intentara alejarme de ella, me sería imposible siempre.

Willhelm
Licántropo - Clase Baja
Licántropo - Clase Baja

Mensajes : 76
Fecha de inscripción : 30/11/2010
Edad : 299

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: En los bosques de Kassel [libre]

Mensaje por Angelica Grimm el Mar Dic 07, 2010 10:07 pm

-Cómo podría hacerte yo daño… no podría, no sería capaz de hacerlo- me entraban ganas de llorar de la emoción. Había sido un cambio... al principio quería comerme, yo corriendo como una histérica por el bosque por miedo al lobo que me perseguía, aún más temerosa por aquel sueño que tuve cuando era solo una niña.
Desató las cuerdas de mi vestido, mi corazón dio un vuelco producido por ello. Bajó mi vestido lentamente, mi corazón no dejaba de palpitar con rapidez. Sus manos acabaron en mis senos, apretándolos. La piel se me estremecía por sus gestos. Me moví para quedarme encima de él, quedándonos los dos pegados. Sus brazos me rodearon, abrazándome con fuerza. Nuestros besos seguían con su propósito. Necesitaba esos labios como a la vida propia.
-Quiero ser tuya siempre...- dije cerca de su oído.
No pude evitar notar algo que ya noté una vez, una vez bastante desagradable, con Travis. En mi vientre notaba algo duro, quizás desconcertante - pensemos que en aquella época las niñas eran un poco "inocentonas" hasta el matrimonio... -.-" - quería... ¿ver qué era? No estaba segura. Me incorporé en su cuerpo un poco, mis labios fueron a parar a su pecho, bajaba besándolo hasta llegar a sus pantalones. Me propuse a desabrocharlos, pero me quedé quieta, le miré. ¿Iba a molestarle?

Angelica Grimm
Humano - Clase Baja
Humano - Clase Baja

Mensajes : 65
Fecha de inscripción : 30/11/2010
Edad : 25

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

default Re: En los bosques de Kassel [libre]

Mensaje por Contenido patrocinado Hoy a las 11:26 am


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 3 de 5. Precedente  1, 2, 3, 4, 5  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.